03

-

05
Jul
2024

POLÍTICAS PÚBLICAS FRENTE A LA DESIGUALDAD

71306

Ciencias sociales
16 H -
1 ECTS

Combatir las desigualdades en el mundo es el Objetivo 10 de los ODS 2023, circunscrito a la situación específica de cada país. Las políticas de justicia social se orientan a combatir y prevenir las desigualdades en cualquiera de sus expresiones: económicas, sociales, laborales, de género o entre generaciones. El índice de Justicia Social, publicado con carácter periódico por la Fundación Bertelsmann, analiza de forma comparada en los países de la OCDE, la justica social global y por sus distintos
componentes.

Así, podemos comprobar que, en España, uno de los índices más preocupantes es el de la Justicia Intergeneracional. Por tanto, una de las prioridades políticas es la de combatir esta desigualdad entre generaciones, sobre todo porque en el rango inferior se sitúa la población joven. Los datos que nos proporcionan las sucesivas Encuestas de Condiciones de Vida ratifican esta situación.

Como país hemos realizado un reconocido esfuerzo para lograr una merecida protección de las personas mayores, que se expresa en unos datos de esperanza de vida nunca conocidos y el riesgo de pobreza más bajo de todos los rangos de edad. Esto es debido sobre todo a la mejora de las condiciones de bienestar, la garantía de ingresos y haberse sacrificado a lo largo de su vida para disponer de una vivienda propia. La realidad de ahora requiere proseguir con las políticas públicas destinadas a mejorar las condiciones y oportunidades para los jóvenes. En definitiva, avanzar en la justicia intergeneracional.

Para responder a esta situación, creemos que las políticas públicas deben abordar la desigualdad intergeneracional como una cuestión esencial. Esta situación, además, puede conducir a un sentimiento de marginación social de la población más joven o, lo que es lo mismo, de las oportunidades de futuro. Para enfrentarnos a ello es importante no caer en posiciones enfrentadas o antitéticas como debates sobre pensiones y salarios, o simplificar sobre cuál de los dos colectivos recibe más atención, sino presentar políticas concretas, públicas, que aborden la precariedad laboral, el empleo digno o el acceso a la vivienda, entre otras, como las iniciadas la última legislatura. Las nuevas generaciones deben implicarse en un sistema solidario que fortalezca el estado de bienestar como base de justicia social, también intergeneracional.

Abordar el avance de nuestra sociedad mejorando el de nuestros jóvenes es el objetivo del curso de verano que proponemos, que contará con la participación de especialistas en diversos campos de las ciencias sociales, además de representantes públicos con responsabilidades de gestión.

PATROCINADORES

COMPARTE