CONOCIMIENTO CIENTIFÍCO ABIERTO: VISIBLE, RESPONSABLE, PLURAL Y MULTILINGÜE

Bajo el título de “Conocimiento científico abierto: visible, responsable, plural y multilingüe”, se ha celebrado en el Euroforum Infantes la decimosexta edición de la Jornada MEDES (Medicina en español), con especial protagonismo para la denominada ciencia abierta. Este nuevo paradigma en el que se inspiran los procesos de financiación, producción, comunicación y evaluación del conocimiento científico, “es algo en lo que se están produciendo muchos avances, pero para lo que todavía hace falta tiempo”, ha señalado el director de la Fundación Lilly, José Antonio Sacristán del Castillo, durante el desarrollo de la actividad.

MEDES es un proyecto de la Fundación Lilly que comenzó siendo una base de datos de revistas médicas en español, y que se fue ampliando para incluir otros temas relacionados con la publicación científica médica en español, así como para el uso de la lengua española en la transmisión del conocimiento médico y científico. “El proyecto MEDES tiene varios pilares; uno es el de los Cursos de Verano, junto con la base de datos MEDES y una biblioteca: Medicina en español”, ha apuntado José Antonio Sacristán, también director médico de Investigación Clínica en la compañía farmacéutica Lilly España, cuya Fundación patrocina la jornada.

En cuanto a la ciencia abierta, Sacristán ha dicho que el concepto va más allá de la accesibilidad a los datos, porque tiene que ver también con otras cuestiones como el software o con la divulgación de resultados y medición del rendimiento investigador.

En este sentido, la ciencia abierta no solo afecta a las disciplinas médicas, sino también a las ciencias experimentales, a las ciencias sociales y a las humanidades. Así, el objetivo de esta jornada, según José Antonio Sacristán, “es que todo el mundo que quiera hacer una investigación tenga acceso, no solo a las revistas, sino incluso a los datos para poder hacer un análisis”.

El directivo también se ha referido a otro de los temas que se han desarrollado a lo largo del programa, la denominada ciencia ciudadana, o cómo la sociedad puede intervenir directamente en la ciencia: “ahora los pacientes empiezan a participar en el diseño y divulgación de la investigación a través de las asociaciones”, ha comentado.

 

 



X